Filosofía Enológica

Primus es elaborado con las mismas técnicas enológicas reservadas para los mejores vinos del mundo. Los viñedos son manejados para producir un rendimiento de 4 a 5 toneladas por hectárea y de esta forma proporcionar uvas de mayor concentración e intensidad. Los racimos son cosechados a mano y doblemente seleccionados para garantizar que sólo las uvas más prístinas conformen el vino. Después de la fermentación, Primus envejece en una combinación de roble francés durante un mínimo de 12 a 14 meses. Los vinos resultantes son equilibrados, de gran cuerpo, y con persistente final.